¿A qué es debido el escozor de ojos por alergia?. Actualmente, un gran número de personas ven afectadas sus hábitos diarios por la presencia de la conjuntivitis alérgica, una de las afecciones oculares más comunes. Ésta consiste en la inflamación de la superficie del ojo, produciendo una serie de síntomas característicos como picores, molestias con la luz, lagrimeo, quemazón, etc. que pueden provocar incomodidad a aquellas personas que lo sufren. Es importante su tratamiento, ya que frotarse los ojos puede conllevar a infecciones.

Dado que la primavera es una de las estaciones del año en la que muchas alergias afloran o se intensifican, especialmente en los niños, en este artículo vamos a explicar y la información más relevante acerca del escozor de ojos, también conocido prurito ocular.

¿Qué es el escozor de ojos?

El escozor de ojos es una manifestación característica de la conjuntivitis alérgica, lo cual permite su diagnóstico diferencial con otras enfermedades oculares que producen irritaciones no alérgicas. Existen dos tipos distintos:

  • Conjuntivitis alérgica estacional (CAE)
  • Conjuntivitis alérgica perenne (PAC)

Ambas son las formas más frecuentes dentro de los grupos de alergia ocular. Las manifestaciones clínicas típicamente aparecen en forma bilateral con picazón, lagrimeo, ardor, vasodilatación y quemosis (edema conjuntival). Sin embargo, también puede ser asimétrica.

Además de escozor de ojos, también puede presentarse una sensación de cuerpo extraño concomitante, visión borrosa y fotofobia si existe compromiso de la córnea. Frotar los ojos aumenta la intensidad del escozor de ojos y la duración de la picazón, quemosis e hiperemia.
Los síntomas agudos pueden variar teniendo en cuenta la exposición temporal a los alergenos ambientales ofensivos que se encuentran en el aire, como por ejemplo, el caso de los pólenes.

Los síntomas persistentes de la conjuntivitis perenne suelen presentarse por uno o múltiples alérgenos de tipo interior, como por ejemplo el epitelio de animales, los hongos y los ácaros del polvo. Las reacciones se ven agravadas por la exposición prolongada a los mismos y en ocasiones a la presencia del síndrome del ojo seco. Este síndrome se caracteriza por la escasez de lágrimas, irritación de la superficie ocular y en algunos casos, puede producirse daño ocular.
Cuando el alérgeno penetra en la capa epitelial conjuntival protectora, se produce una degranulación de células llamadas mastocitos y una liberación de mediadores inflamatorios (en particular histamina), responsables de la picazón ocular, hiperemia, inflamación y lagrimeo.

Tratamiento para escozor de ojos

Es importante identificar el factor alérgénico para tomar las medidas necesarias. Estas medidas consisten en evitar el agente etiogénico y administración un tratamiento específico ocular basado en vasoconstrictores, antihistamínicos, corticoides oculares o estabilizadores de mastocitos, según sea el caso.

Las infecciones causadas por bacterias suelen tratarse con antibióticos en forma de colirio. Puede ser necesario tomarlos de forma oral si la infección es muy aguda y no es suficiente el colirio. Existen otro tipo de colirios, como los compuestos por corticoides, destinados a tratar úlceras formadas por un daño extenso a causa de una infección. Hay que tener especial cuidado con este tipo de úlceras porque pueden dañar la visión. En el caso de este tipo de conjuntivitis producida por bacterias así como también aquellas causadas por virus, es de suma importancia mantener una higiene adecuada con el lavado de manos tras el contacto con el ojo infectado o con la persona que presenta dicha afección. Así mismo, debe evitarse el compartir lentes de sol o de contacto o toallas con la persona afectada por este padecimiento, debido al riesgo de contagio.
Para poder realizar un tratamiento adecuado, es necesario que cada caso haya sido estudiado por el oftalmólogo y el alergólogo. Es importante que el paciente comente al especialista todos los síntomas que ha presentado, si ha sufrido lesiones oculares previas, si ha utilizado lentes de contacto así como también tiempo y evolución de los síntomas, para de este modo poder implementar un tratamiento más efectivo y así obtener unos resultados mas favorables.

Si tenéis más dudas sobre cómo hacer frente a este tipo de alergias u otras que puedan aparecer, no dudéis en contactarnos y daremos respuesta a vuestras consultas.
Dra. Peralta Filpo, alergología en Instituto de Medicina EGR