Con la celebración del Día Internacional de la Diabetes y el, Día Mundial del Dietista-Nutricionista en cuya campaña me incluyo con #CeroDIABETES, quería aclarar algunos mitos referentes a alimentación para diabéticos.

1- Las personas afectadas deben comer alimentos especiales:

Hay que tener especial cuidado con los alimentos etiquetados por la industria alimentaria como aptos para diabéticos, o los que se anuncian como bajos en azúcares o sin azúcares añadidos, ya que pueden poseer otros azúcares simples, cuya absorción es rápida como la glucosa, este sería el caso de la galactosa y fructosa, entre otros, cada vez más utilizados. Aunque también podemos encontrarnos otros polisacáridos que podrían también no ser recomendables como alimentos para diabéticos.

En la actualidad se ha comprobado que la mejor manera de controlar la alimentación para diabéticos empieza conociendo cuales son los alimentos que contienen mayor contenido de azúcares simples, pero culmina con un control del Índice Glucémico del alimento, este lo que nos mide en qué medida los alimentos que contienen carbohidratos elevan la glucosa en la sangre, partiendo como base de referencia de la glucosa o el pan blanco, y de que en diabetes debemos de conocer a todos los hidratos de carbono, tanto los complejos como los simples. Clasificándose así en índice glucémico (en adelante IG) bajo, medio y alto. Y considerando de consumo habitual el IG bajo y esporádico el alto.

Los alimentos se clasifican en base a cómo se comparan a alimentos de referencia, ya sea glucosa o pan blanco.

Parece normal pensar que un alimento bajo en azúcares tiene un IG bajo pero puede no ser así. Además este IG se puede modificar en función de la combinación de alimentos y de la elaboración, de tal manera que a más maduro o procesado sea o esté el alimento, mayor IG tendrá.

Por esto es necesario que tu “dieta”, es decir, tu alimentación sea valorada por un dietista-nutricionista que evalúe tus necesidades para determinar y estructurar tus necesidades a lo largo del día y educarte al respecto, para hacer de ella una alimentación normalizada dentro de tus necesidades y adaptada, que te haga sentirte bien.

2- Alimentos como la leche y la fruta son alimentos para diabéticos, no contienen hidratos de carbono y las personas con diabetes pueden tomarlos sin problema y en las cantidades y horas que quieran.

Es muy importante recalcar que la cantidad de fibra en la dieta de una persona diabética es muy importante y que el consumir fruta conlleva también consumir cantidades de fibra dispares en función del tipo elegido, pero eso no hace que su consumo sea libre.

La fruta posee un azúcar simple (la fructosa) que es de absorción rápida, esta es menor cuanta mayor cantidad de fibra posee la fruta y así traduciríamos en IG, es decir, se puede tomar fruta, claro, pero hay que ver cuándo y que ración, no todo vale si lo queremos utilizar como alimentos para diabéticos.

Al igual pasa con la leche, posee un azúcar simple que en este caso es la lactosa cuya degradación en el organismo es a glucosa y galactosa, por lo que se puede tomar claro, pero cuando lo determinaremos en función de tus necesidades y las cantidades igual.

3- Las personas con diabetes no pueden tomar dulces

Dentro del marco de una dieta equilibrada y sana, los dulces deben de ser relegados a ocasiones especiales en las cuales una persona diabética también podrá tomarlos teniendo consideraciones especiales según la persona. Por tanto, los dulces no pueden ser considerados totalmente prohibidos dentro de los alimentos para diabéticos. Recordar que el chocolate tiene un IG menor la avena y que no si haces en casa tu dulce podrás controlar el IG final del producto. Aún así y al igual que para la población en general los dulces son para ocasiones especiales y eso no es todos los fines de semana y mucho menos todos los días.

Todos los mitos anteriores son falsos, en la actualidad la alimentación y las corrientes que toma ésta, van a un ritmo tan vertiginoso como el que vivimos y que nos separa y aleja de ser consciente de lo que comemos, cómo y cuándo, convirtiéndose el mismo acto en algo que tengo que hacer y al que no prestamos mayor atención.

Es necesario tomar consciencia de cuáles son los alimentos para diabéticos, pero en el resto de la población también y así podríamos evitar muchas patologías del siglo XXI.

Recordar que no hay una “dieta” o un “menú” que sirva para todos y que es ahí donde es muy relevante el trabajo del Dietista-Nutricionista para que realice una dieta saludable, que es el que construye sobre la base tan sólida de la evidencia científica, de tu historial clínica y dietética y necesidades fisiopatológicas el tipo de alimentación adecuado y óptimo para ti, o para cada caso.

 

Información sobre alimentos para diabéticos recogida de:

American Diabetes Association

Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición

Federación de Diabéticos Españoles

Fundación para la Diabetes

 

Autora: Mª Teresa Hernández -Dietista-Nutricionista